Consejos para cambiar un neumatico

Siempre que tienes un coche, es indispensable saber que los neumáticos son una pieza clave para el desplazamiento. Por esto, cuando necesites un cambio de neumáticos te recomiendo: www.neumaticos-taller.com, porque allí encontrarás siempre los mejores precios, así como los neumáticos de la mayor calidad en toda la ciudad de Madrid.

Sin embargo, en algunas ocasiones, puede que no tengas un taller cerca y se te ha pinchado una rueda, por lo cual necesitarás cambiarla. De esto hablaremos en el post del día de hoy, así que, te invito a que sigas leyendo para conocer cómo debes hacer el cambio de tu neumático.

Pasos para cambiar un neumático pinchado

Cuando tienes un coche, es vital conocer este procedimiento, porque no sabes en qué momento debas aplicarlo porque la vía suele estar llena de peligros. Por esto, te voy a mostrar los pasos para hacerlo de manera eficiente y segura.

Establece un perímetro seguro

Es importante que estaciones el coche en un lugar plano, y que coloques elementos de seguridad como un triángulo, las luces de emergencia, e incluso que te pongas un chaleco reflectivo. Estos elementos alertarán a otros conductores de que te encuentras en la vía.

Además, debes localizar todos los elementos que necesitarás para hacer el cambio de tu neumático. Básicamente debes sacar la llave, el gato y el neumático de repuesto.

Bajando el neumático pinchado

Es importante aflojar las tuercas del neumático que vas a quitar antes de subir el coche con el gato, porque una vez arriba será mucho más difícil hacerlo. Cuando las tuercas ya estén un poco flojas, si será momento de proceder a subir el coche con el gato.

Una vez arriba, debes quitar todas las tuercas del neumático, y bajarlo de su posición. Colócalo siempre debajo del coche para evitar accidentes en el caso de que el gato pueda fallar.

Colocando el nuevo neumático

Ahora debes ir por el neumático de repuesto, y colocarlo en su lugar, con las tuercas para dejarlo firme. Debes tener en cuenta que, con solo apretarlo en este punto no quedará perfectamente apretado y la rueda se podrá soltar en cualquier momento.

Por lo tanto, una vez que bajes el coche del gato, y ya estén firme en el suelo, es necesario terminar de apretar las tuercas. De esta forma, podrás darles una mayor fijación, y evitarás posibles accidentes en el futuro, porque podrás tener siempre las tuercas firmes.

Los comentarios están cerrados.